miércoles, 1 de febrero de 2012

A los que tardan tanto en "NEGOCIAR" el NUEVO ORDEN MUNDIAL... , lean por favor. (muy importante) #GlobalrEvolution #noalosrecortesdeRajoy #15M #spanishrevolution #nolesvotes #democraciarealya #1Persona1Voto


En referencia a las negociaciones de un "NUEVO ORDEN MUNDIAL" , la información extendida es muy interesante, y en parte, lo que desearíamos una gran mayoría de nosotros. "Un SUEÑO hecho realidad".

Pero…  siendo tanta la información que nos podemos encontrar hoy en día... Para este humilde SER, encarnado en este cuerpo y este plano de existencia hasta que el PADRE CREADOR lo considere oportuno, le digo a “USTEDES” hermanos,  como a la misma “MADRE VIDA”,   que  la información que realmente me  remueve la conciencia como SER HUMANO…,   es esta.  “ESTA” es la realidad.

“Más de 24 mil personas se mueren de hambre en el mundo cada día. De hambre. Por no tener nada que echarse a la boca. Una realidad que suena lejana en el mundo desarrollado, pero que padecen, llevada al extremo, más de 925 millones de personas de los 7.000 millones que somos. Todos ellos sufren desnutrición porque no pueden acceder a unos alimentos que, con la crisis mundial, se han disparado de precio. Y eso en un mundo que, según la FAO —Organización para la Alimentación y la Agricultura de la ONU—, produce más del doble de lo que necesitaríamos para acostarnos con el estómago lleno. ¿Qué está fallando? ¿Quién se enriquece con la miseria?
De acuerdo con los datos de este organismo, los precios de los alimentos subieron más de un 30% en el segundo semestre de 2010, un encarecimiento que se dispara hasta el 150% en los países en vías de desarrollo. «Los mercados y los gobiernos están permitiendo que se especule con el precio de la comida y tenemos un gran problema de distribución y acceso a los alimentos. Hemos sido capaces de producir más y de crear sistemas y mejoras agrícolas, pero no están repercutiendo en la población», denuncia Antoni Bruel, coordinador de Cruz Roja España, quien enumera, además, factores como «la pobreza, la desigualdad, los efectos del cambio climático en la agricultura a pequeña escala y el alto coste de productos como los fertilizantes».
El Informe Mundial sobre Desastres 2011 de Cruz Roja desvela que este drama tiene sexo y edad: «De los cerca de nueve millones de personas que mueren de hambre cada año, el 75% son niños menores de cinco años, y el 60%, mujeres. Las niñas son las primeras en fallecer», dice Bruel. También entiende de zonas: la hambruna azota con especial fuerza el cuerno de África, donde la ONU estima que hay 750.000 personas en riesgo de muerte y 13 millones más que necesitan ayuda urgente. Pero ojo, la crisis está convirtiendo en global la falta de alimentos. Un ejemplo: en EEUU, el Departamento de Agricultura gastó en 2010 casi 68.000 millones de dólares en cupones de alimentación para algo más de 40 millones de hambrientos.
Y es que el shock financiero ha venido a agravar los problemas: hoy muchas familias de los países más pobres gastan en comida más de la mitad de sus ingresos; y desde junio de 2010, 44 millones de personas han sobrepasado el umbral de la pobreza —disponen de menos de 1,25 dólares al día— debido a su alto precio. Además, las inversiones en mejorar la productividad agrícola de los países en desarrollo son hoy un 50% menores de lo que se necesitaría y se está desperdiciando el potencial de 70 millones de hectáreas cultivables, pero abandonadas.
Y no hay atisbos de mejora: el cambio climático podría afectar hasta al 30% de la agricultura africana y la producción de biocombustibles está arrebatando los cereales de muchas bocas: más de un 10% de la cosecha —cuyo precio se disparó un 57% en 2010— se destina a etanol para los coches. Según estimaciones de la ONU, es posible que en 2050 existan 25 millones más de niños desnutridos. 25 millones que no lo tendrán fácil para llegar a adultos.
Las continuas conspiraciones por el tan codiciado oro negro pueden ser pronto cosa del pasado. El oscuro objeto del deseo del mundo occidental podría cambiar de color: suenan tambores de guerra por el oro azul. Demasiadas voces se levantan augurando conflictos importantes por la crisis del agua, pero ¿es una amenaza real? «Como recurso escaso que es, podría ser causa de tensiones. Por ello es urgente que los países acuerden mecanismos para su uso». El que habla es José Miguel Guzmán, jefe de Población y Desarrollo del Fondo de Población de la ONU. Desproporcionado o no, lo cierto es que cerca de 1.000 millones de personas carecen de agua potable y más de 2.500 millones viven sin servicios de sanidad básicos como letrinas e inodoros.
Estamos ante un fenómeno cercano en el tiempo. En 1950, tan solo una decena de países sufrían 'tensión hídrica'; 45 años después, la cifra ascendía a 31. Actualmente, zonas de Oriente Medio, Latino América o el norte de África no esperan que los peores augurios se cumplan, sufren a diario esta carencia. No obstante, Javier Mateo-Sagasta Dávila, experto de la FAO, invita a afrontar el problema «como una causa de colaboración y no de conflicto. Hay un desequilibrio entre la oferta y la demanda; debemos intentar paliarlo».
Y es que la demanda no deja de subir, mientras las reservas sólo bajan y bajan. Su escasez afecta a cuencas de todos los continentes, ninguno se escapa. Pero ese no es el epicentro del problema. Cierto es que el cambio climático ha complicado la situación, pero el principal escollo radica en cómo se usa —según estimaciones de la FAO, en el último siglo el consumo de agua ha crecido a un ritmo que duplica el del aumento de la población mundial—. Difícil parece cumplir el objetivo de la ONU de reducir a la mitad la proporción de personas sin acceso al agua potable y saneamiento básico para 2015.
Las zonas donde la pobreza marca la rutina diaria, también son las más azotadas por esta crisis. África Central y Occidental registra los peores datos sobre el acceso a agua y saneamiento. Ninguno de los 24 países de la región está cerca de alcanzar el Objetivo de Desarrollo de Milenio. Y en este marco, los más vulnerables son los de siempre: los niños. UNICEF informa de que en 2011 ya se han registrado 85.000 casos de cólera. La falta de acceso a agua potable ha provocado la rápida expansión de la enfermedad.
La ONU apunta a que los países ricos consumen —por término medio— 12 veces más que los pobres, y que las grandes ciudades europeas derrochan hasta el 80% del agua en fugas. ¿Somos conscientes de la situación? «En Occidente la gente parece estar concienciada, pero no se trabaja a nivel individual. Tenemos que cambiar nuestros patrones de consumo, ahí está la clave para avanzar», dice Javier Mateo-Sagasta. Además de en estos patrones, también hay que trabajar en el sector de la agricultura con sistemas de regadío más eficaces y semillas adaptadas a la sequía. El 70% del total de agua en el mundo se usa para producir alimentos y fibras.
Un informe del Foro Económico Mundial preveía el aumento de la demanda de agua. Con la mirada puesta en un futuro más que cercano se traduce en: un 40% más de demanda que de agua disponible para 2030.
¿Quién está dispuesto a prescindir de algún electrodoméstico que tenga en casa? ¿Quién se ofrece voluntario para dejar el coche en el garaje? El mundo avanza con las botas de siete leguas puestas y lo que ayer era capricho de rico hoy es necesidad de todos. Al menos en los países desarrollados. Si todos los habitantes del planeta tuviesen el estilo de vida de un estadounidense necesitaríamos cinco planetas como el nuestro.
Los cálculos son de Global Footprint Network, una organización dedicada a medir la 'huella ecológica' que dejamos cada humano en nuestro entorno. Un término que se refiere a la cantidad de espacio de tierra y agua que necesita la Humanidad para producir lo que consume y, a la vez, absorber las emisiones de anhídrido carbónico que genera: un habitante de EEUU precisa de 9,5 hectáreas, casi siete más que la media mundial (los españoles 'utilizamos' 5,7 hectáreas).
En su informe de población de 2009, la ONU ya denunció que «el cambio climático atañe a lo que consumimos, a los tipos de energía que producimos y utilizamos, a si vivimos en la ciudad o en una granja, a si estamos en un país rico o en uno pobre, a si somos jóvenes o viejos, a lo que comemos e incluso a la medida en que las mujeres y los hombres disfrutan de igualdad de derechos y oportunidades». La ciudades crecen. El consumo y la necesidad de energía se multiplican. Se genera basura (cada español, 547 kilos al año, según Eurostat) y residuos radioactivos imposibles de eliminar. Se generan gases de efecto invernadero. Y afectan a todos, vivamos de una forma o de otra.

Encerrado en mi consciente interno,  observando los datos expuestos anteriormente, y en reflexión desde la objetividad de un raciocinio lo más coherente a lo documentado…, cuando leo o reviso tanta información al respecto a lo que denominamos un “NUEVO ORDEN MUNDIAL”, por no nombrar a los innombrables de la tan retratada “CABALA”, y ver que en reuniones en “SECRETO”, repito en reuniones en secreto (reflexionen en conciencia sobre esto),  se “NEGOCIA” por un pronto cambio, por un nuevo  “PODER JERARQUICO”.
¿Queréis que me levante y los aplauda?
¿Por qué aquellos que nos desean tanto bien no “actúan”, lo más importante no lo han hecho,  sabiendo el estado en que se encuentra el planeta, la sociedad humana a la que ellos pertenecen?
Me hubiera conformado con que, de un periodo de 5.000 años, desde la constancia de los primeros escritos sumerios (no me extenso en este apartado pues no procede) lo hubieran hecho en los últimos  CIEN años, y a los números me remito.
Desde el año 1700 han muerto solo en  conflictos armados unos 100 millones de personas, el 90% durante el siglo XX y un 13% desde 1945 al presente.  Durante la mayoría de la historia de la Humanidad cerca del 10% de las víctimas directas de una guerra eran civiles, estas aumentaban a la mitad si se incluían las causas indirectas (hambrunas, pestes, masacres y demás) Durante los años 1970 los civiles pasaron a ser el 73% de las víctimas y en la siguiente década el 85%, actualmente son cerca del 90% de las bajas de las guerras.

En este anexo se muestra una lista con un número de muertos aproximados de todas las guerras a lo largo de la historia, estos datos son aproximados, varían según la fuente y puede modificarse con nuevas cifras.



¿A caso no tienen valor las vidas de aquellos hermanos, hermanas, niños, niñas…  que sólo son,   y que digo con todo el dolor de mi corazón se han convertido en unos  “números”, “datos” en la historia?
Mi objetividad me dice que si algo tendría que cambiar tendría que haber sido hace mucho tiempo, pues cada segundo que pasa son vidas humanas, VIDAS DIVINAS, COMO TÚ O COMO YO,  que nos han dejado, en contra de su voluntad,  con un  simple deseo antes de cerrar sus ojos por última vez … VIVIR.
No sé si por esa causa y efecto de la ley UNIVERSAL. No sé si por  esa acción que encadena una reacción transmutada a tal fatídica repercusión. No quiero entrar a debate en referencia a este aspecto. Menos en este tema, y  los que me conocen saben que lo haría como he hecho en otros comentarios.
Pero… quien puede dudar si expongo  que la causa principal proviene del “PENSAMIENTO CONSCIENTE DE LA HUMANIDAD DE NUESTRO TIEMPO”. El cual no ha sabido, a pesar de los pesares, a pesar de su tan corta y triste historia,  aceptar su correspondiente evolución por nacimiento genético  hacia su  elevación como RAZA HUMANA. 
¿Hace falta detallar o recordar lo IN-HUMANA, y perdonen que generalice, que se ha sido  nuestra RAZA a lo largo de la historia?
Todos hemos visto, oído y sentido, injusticias en nuestras vidas, desde los tiempos de  nuestros ancestros como los nuestros de ahora. Y como COOCREADORES de nuestra RAZA,  tanto ellos como nosotros somos consecuentemente responsables de toda acción, de toda causa, de todo efecto que nos ha repercutido en la evolución de nuestra RAZA como seres vivos. Y perdonen que vuelva a generalizar, incluyéndome a mi SER, pues si OBJETIVAMENTE,  he de valorar nuestra evolución como una RAZA HUMANA,  LIBRE e INDEPENDIENTE,  desde el LIBRE ALBEDRIO para nuestra existencia,  ya saben mi respuesta.

Pocas veces me veréis exponer mis ideas sobre lo aquí expuesto u  otros temas semejantes a este. Pues es algo que suelo llevar a lo que denominaríamos  un “terreno muy personal”. Difícil de exponer de forma de que lo entendierais, sobre todo aquellos que habéis leído algunos de los post que he  publicado y en la manera en que suelo expresarme. 
No voy a discernir sobre posteriores comentarios que pudieran hacer referencia a lo que denominan mi “ESPIRITUALIDAD” (en especial aquellos que desconocen en su amplio contexto su verdadero significado) a posterior lectura de este “POST”. Ni   la relación de lo aquí reflexionado tenga con mis creencias   como SER UNICO (Como ser único que somos cada uno de nosotros). Pues es una opinión reflexionada objetivamente. Desde un plano existencial de mis vivencias como miembro de la RAZA HUMANA en este maravilloso planeta llamado TIERRA.


 

 [dachautr6.jpg]  [20583168cf9.png]


   

Que gran verdad cuando una imagen vale más que mil palabras (sin más comentarios al respecto)

Agradecer  a  la web oficial de El Mundo y Wikileaks por la información de la que se extrae los datos.

Paz y amor,  para los que estamos aquí…  y para los que ya se han ido.
Mensajero de Gaia
Si quieres contribuir a que Amadeuxxx pueda seguir publicando artículos como este, puedes hacer tu donación en: Paypal (seguro y permite diferentes formas de pago) Donación de importe libre

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Haz tus comentarios aquí