viernes, 16 de marzo de 2012

ARSÉNICO EN LOS ALIMENTOS #GlobalrEvolution #noalosrecortesdeRajoy #15M #spanishrevolution #nolesvotes


Jackson y sus colegas midieron la cantidad de arsénico en 17 fórmulas para lactantes, 29barras de cereales y 3 bebidas energéticas compradas en tiendas en New Hampshire.
Dos de los preparados para lactantes contenían el preparado de arroz integral orgánico como su ingrediente principal. Estos productos tenían niveles de arsénico de 20 a 30 veces mayor que la de las otras fórmulas infantiles.
Veintidós de las barras de cereales contenían al menos un producto de arroz (sirope orgánico de arroz integral, harina de arroz, grano de arroz o copos de arroz) catalogado como uno de los primeros cinco ingredientes. Estas barras tenían niveles de arsénico que van desde 23 a 128 partes por billón (ppb). Las barras de cereales que no contienen el arroz tenían niveles mucho más bajos de arsénico, que van desde 8 hasta 27 ppb.
Los productos energéticos, o barras tipo gel, contenían entre 84 y 171 ppb de arsénico. Todos los productos tenían sirope de arroz integral orgánico como uno de los ingredientes. Una persona que consuma cuatro de estos productos energéticos ingiere más de 10 microgramos de arsénico – una cantidad igual a beber 1 litro de agua con la concentración de arsénico en el límite actual de la EPA.

Los bebés TAMBIÉN corren riesgo

De todos los hallazgos del estudio, “los datos sobre las fórmulas infantiles son los más preocupantes“, afirmó Christopher States, un toxicólogo de la Universidad de Louisville en Kentucky“La cantidad de arsénico consumido por un niño podría ser importante en función de la fórmula que beban”, afirmó States. Además, las concentraciones de arsénico en los estudios se calcularon suponiendo que los polvos de las fórmulas infantiles se prepararon con agua libre de arsénico. Los niños que consuman fórmulas con altos niveles de arsénico mezclados con agua que contiene arsénico supondrá un mayor riesgo sobre los efectos potenciales para la salud, afirmó States.
Investigaciones recientes sugieren que la exposición al arsénico a temprana edad puede aumentar el riesgo de problemas de salud más adelante. Estas fórmulas pueden ser el único alimento de un bebé durante un período crítico del desarrollo, y su pequeño tamaño corporal significa que pueden estar consumiendo mucho más arsénico por kilogramo de peso corporal que los adultos que tomen una comida con niveles de arsénico similares, afirmaron los investigadores.
Es difícil determinar el efecto que el arsénico en vigor en los alimentos puede tener en los adultos, dijo Jackson. Si se establecen directrices para unos niveles aceptables de arsénico en los alimentos, pueden ser más altos que la mayoría de los niveles encontrados en este estudio, alrededor de 200 ppb, dijo Jackson.
No creo que comer ocasionalmente una barra de cereales tenga un peligro real“, dijo Jackson. Para aquellos preocupados por la exposición al arsénico, Jackson recomienda preparar comidas que no estén basadas en arroz. Para los padres, Jackson dijo eviten las fórmulas infantiles que contienen sirope de arroz.
Fuente en inglés: sott

Artículo relacionado: AMIANTO, UN SILENCIOSO ASESINO QUE NOS RODEA

Visita las secciones Nutrición y ALIMENTACIÓN para más información relacionada

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Haz tus comentarios aquí