domingo, 9 de septiembre de 2012

Un grupo de inversores privados tendrá el control del 'banco malo' en vez del Estado #democraciarealya #marchascongreso #GlobalrEvolution #15M #nolesvotes



El 'banco malo' en teoría es un instrumento público para sanear los balances de las entidades financieras lastradas por el ladrillo. Pero en España no va a estar bajo control estatal, ya que el FROB tendrá una participación máxima del 50%.
Serán los inversores privados que se sumen al proyecto los que tengan la mayoría en el consejo. La pregunta es si éstos van a entrar en el vehículo, pero en el Gobierno están convencidos de que no van a tener ningún problema para atraerlos puesto que se les va a ofrecer una rentabilidad muy interesante.
Este control de los inversores privados resulta paradójico por cuanto el 'banco malo' va a necesitar una "importante aportación de la facilidad europea"para ponerse en marcha. Así lo aseguró ayer el ministro de Economía, Luis de Guindos, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que aprobó el Real Decreto-ley que crea el 'banco malo'.
Sin embargo, esta aportación de dinero público europeo no dará la mayoría al FROB, aunque la idea es que ningún inversor individual tenga una participación superior a la del fondo público de rescate bancario. Ahora bien, si todos los inversores acuerdan una gestión concertada, podrán imponérsela al FROB y éste no tendrá forma de oponerse, según los planes del Ejecutivo.
"El objetivo es diseñarlo con el suficiente atractivo para captar a los inversores privados", según fuentes de Economía. "La clave es que tenga una estructura de capital adecuada y una perspectiva de rentabilidad atractiva. Si es así, todo el mundo querrá entrar", aseguran estas fuentes, que llegan a decir que "de lo contrario, es que está mal diseñado o no ofrece los incentivos adecuados; no tiene por qué fallar".
El Gobierno espera una alta rentabilidad
Para ello, hay que ofrecerles una rentabilidad atractiva, que se basa en que los precios a los que se traspasen los activos al 'banco malo' sean muy bajos. "La valoración es la clave", según el ministro. De esta forma, habrá un margen importante de ganancia a lo largo de los 15 años en que De Guindos cifró ayer la vida de la sociedad de gestión de activos. Además, el Ejecutivo cuenta con que en ese plazo se recupere el ciclo inmobiliario, lo que aumentará ese potencial de ganancia.
Esa rentabilidad esperada es la base en que se apoya la afirmación tanto de De Guindos como de la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, de que el 'banco malo' no tendrá coste para el contribuyente. Porque aunque lo tendrá inicialmente -habrá que devolver las aportaciones europeas y pagar los intereses-, el Gobierno espera que la rentabilidad de la gestión de estos inmuebles haga que el Estado gane bastante dinero con la operación.
Posible participación de los bancos 'sanos'
El diseño final del 'banco malo' no estará listo hasta finales de noviembre, y en diciembre se procederá a transferir los activos desde las entidades, con lo cual el FROB dispone de bastante tiempo para buscar estos inversores. Entre ellos podrán encontrarse los bancos 'sanos' españoles, que podrán participar en la gestión de este vehículo.
Una posible fórmula es que ellos mismos aporten sus activos tóxicos a cambio de acciones en el 'banco malo'. Pero en Economía no creen que lo hagan canjeando sus propios activos: "Tendrían que asumir pérdidas, así que es poco probable que canjeen activos aunque les interese como inversores. Se han hecho los remolones hasta ahora para poner sus activos en mercado, así que esperan sacar una mayor rentabilidad gestionándolos ellos", concluyen las fuentes citadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Haz tus comentarios aquí